jueves, 20 de septiembre de 2012

Vintage packaging

Dar con estas boniqueces de antaño que dan ganas de colocar en cualquier estantería como si de un grandioso trofeo se tratase, nos hace reafirmar lo evidente, aquello de que un buen packaging puede ser algo realmente especial. Vamos, ¡que sí! que nos ENAMORA.